Pasó el Viejito!

El otro día conversábamos que es mucho más entretenido pasar una Navidad con niños que entre puros adultos. Son ellos los que le dan la emoción y alegría a ese momento especial en que nace el niño Jesús y que lo celebramos entregándonos regalos entre los seres queridos.

En mi casa no nos hacemos regalos entre los adultos, salvo cuando mi mamá rompe el pacto y nos compra algún engañito. Pero nuestro objetivo es no materializar la fecha, sobre todo porque mi familia es grande y no hay bolsillo que aguante. Por lo mismo, sólo le hacemos regalos a los niños.

Este año, pasamos la Navidad con los tres hijos chicos de mi hermana. Primero fuimos a misa, y pese a que fue una ceremonia más larga de lo normal, se portaron muy bien. Cantaron todos los villancicos y aplaudieron al son de las melodías. Al final ya se caían de sueño, pero aguantaron porque sabían que pronto podrían abrir los regalos en la casa.

Llegamos a la casa y comimos todos juntos en familia. Los niños lo único que hacían era ver el reloj y contaban los minutos para que fueran las 12. Ninguno pidió ningún regalo muy aparatoso, salvo unos monos que están de moda ahora que se llaman Zhu Zhu Pets, que son como hamsters que hablan y caminan.

Bueno, cuando el palito marcó las 12 de la noche, con otro sobrino mío de 17 años y mi papá, sacamos a los niños a dar una vuelta a la manzana, para ver si encontrábamos al Viejito Pascuero. Es increíble la imaginación y la inocencia de los niños. Veíamos una luz roja y de inmediato creían que era este caballero que reparte regalos. Después de caminar muy emocionados y de decirles que quizá ya había pasado por la casa, tomamos el rumbo de vuelta.

Cuando llegamos a la casa, mi otra sobrina de 21 años gritó con una muy buena cara de actriz que había pasado el Viejito Pascuero, pero que justo se había ido y que había dejado muchos regalos para todos. La carita de mis sobrinos desbordaba de emoción y su alegría fue tan espontánea y real que todos nos emocionamos.

Les llegaron regalos muy lindos. Unas muñecas, un autito a control remoto, un camión y un set de princesas, fueron algunos de los presentes. Y por supuesto, recibieron los esperados Zhu Zhu Pets.

Los invito a sentirse un poco como los niños, a sorprenderse con las cosas simples de la vida, a emocionarse y a creer.

Anuncios

0 Responses to “Pasó el Viejito!”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: